Open
Buscar
Descubre la ciudad

El placer de bañarse en Ginebra

El placer de bañarse en Ginebra

Piscina al aire libre o balneario urbano, lo que sí es seguro es que Ginebra ofrece muchas posibilidades a la hora de disfrutar de un baño agradable.

Los más valientes se meten en el agua durante todo el año, pero en verano, el lago ofrece temperaturas cálidas para los más cautelosos. Descubre nuestros lugares favoritos para darte un chapuzón y disfrutar de un día de verano en Ginebra.

Para pasar el día

Les Bains des Pâquis

Sol y relax, verano e invierno

A pocos metros del Jet d'Eau, los Bains des Pâquis ofrecen unas vistas impresionantes del lago.

Los Bains des Pâquis atraen a toda Ginebra durante todo el año. En verano, puedes tomar el sol mientras pruebas los refrescantes platos del bar. En invierno, relájate mirando las impresionantes vistas. Los amantes de la fondue podrán comer allí mientras contemplan el brillo de las luces de Ginebra. Los baños turcos y los hammams son ideales para relajarse durante todo el año. Un lugar de encuentro y cultura, los Bains des Pâquis ofrecen diversas actividades. Mucho más que una playa, es una visita obligada.

 

La playa des Eaux-Vives

¡Por fin es temporada de playa en Ginebra!

Bañarse en la ciudad es una tradición muy popular entre los suizos y los turistas, tanto en verano como en invierno. ¡Prepara tu bañador! El verano ginebrino es perfecto para el ocio con la nueva playa gratuita y sus magníficas vistas del Jet d'Eau. Esta extensa playa está formada por arena y pequeños guijarros, para que sea más cómoda cuando sopla el viento. Este nuevo lugar también cuenta con un parque para relajarse, echarse una siesta o leer un buen libro. Después del baño, disfruta de los platos para llevar y los deliciosos helados que se venden en triciclos eléctricos que circulan por la playa. Aquí, se aplica un concepto 100 % suizo y 0 % desperdicios para preservar la belleza natural del lugar.

Si prefieres sentarte a comer, hay un maravilloso restaurante al final de la playa con unas vistas imponentes.

La Plage du Reposoir

Una escapada a orillas del lago.

La playa de Reposoir te invita a disfrutar de un rato de relax en familia, con los pies en el agua.

A unos minutos del Barrio Internacional, la playa du Reposoir es el lugar ideal para una escapada en familia o con amigos. Mientras los niños se divierten en la zona de juegos que se pone a su disposición, los padres pueden disfrutar de un momento de calma y relajación junto al agua. Esta playa tiene acceso adaptado para llegar al agua, duchas y aseos, así como acceso para sillas de ruedas. Por último, destaca también el puesto de refrescos y un restaurante.

 

Para las familias

Genève Plage

¿Te apetece darte un chapuzón?

A las puertas de la ciudad, disfruta de un oasis verde con piscina y acceso directo al lago. Esta zona de ocio cerrada es ideal para familias. Los niños pueden divertirse con total seguridad en las distintas piscinas y en el maxitobogán. Juegos hinchables, tablas de paddle y clases de aquagym, en Genève-Plage, ¡diversión para grandes y pequeños!

Baby Plage

¡Para los que disfrutan bañándose, los 365 días del año!

La bonita y pequeña playa de arena y hierba de Baby Plage tiene una agradable valla de árboles y es un lugar perfecto para nadar y para divertirse en la zona de juegos infantiles. Cerca del transporte público y a pocos metros del Parc des Eaux-Vives, Baby Plage hará las delicias de grandes y pequeños. A continuación, la gran playa de Eaux-Vives es un espacio más amplio.

Para un baño panorámico después de un paseo en bicicleta

Isla flotante del muelle de Cologny

El muelle de Cologny cuenta con dos nuevas atracciones para los bañistas: dos pontones de diseño pensados para la sostenibilidad, de roble 100 % suizo. La plataforma circular, de 40 metros de diámetro, forma una especie de isla flotante sobre el lago y en la que podrás relajarte mientras disfrutas de unas vistas imponentes antes de darte un chapuzón. Allí mismo, también hay un pontón de 45 metros sobre pilotes que separa la zona de baño de la zona del puerto. Este lugar, un poco alejado de la ciudad, es de fácil acceso en transporte público o en un agradable paseo en bicicleta por el lago.

Para un ambiente único

Nadar en el Ródano

En Ginebra, las orillas del Ródano son el deleite de sus habitantes. Barbacoas y picnics de todo tipo ofrecen un ambiente agradable. Si te gusta bañarte, te encantará nadar en pleno corazón de la naturaleza, entre los árboles y la vegetación, dejándote llevar por sus aguas frescas y transparentes. Cuidado, el Ródano tiene sus cambios de humor y hay que estar muy atentos a las corrientes y las indicaciones de seguridad.

https://www.ge.ch/dossier/baignade-du-rhone